NTI

El país de la carne, una historia que ya no es hoy

De NTI. El 9 junio, 2013. En Argentina, Destacado, Economía. Tema: , , . 2611 Vistas

Argentina ya no se encuentra en la lista de los 10 mayores países exportadores de carne. Tampoco tenemos el mayor stock de cabezas de ganado. Y además, el consumo interno de carne vacuna ha caído a niveles del 2001.

Según la Cámara de la Industria y Comercio de Carne de la República Argentina (Ciccra), los argentinos pasamos de consumir unos 68 kilos de carne por habitante en 2009 a 56,7 kilos este año.

Así, por primera vez en 100 años, fuimos superados por nuestros vecinos uruguayos como los mayores consumidores de carne bovina del planeta (aunque aún superamos el promedio de consumo de los otros países).

La mayoría de los observadores coincide en el motivo principal por el que los argentinos estamos dejando de lado los “bifes”: el alto precio en mostrador del alimento y el bajo precio de la hacienda en pié.

Las políticas del gobierno desincentivaron la producción ganadera y ampliaron los márgenes de beneficio para la producción de soja
Mauricio Claverí, economista de la consultora Abeceb.com

Se estima que el valor de la carne vacuna aumentó más de un 60% sólo en el último año.

Irónicamente, la Ciccra adjudica ese aumento a las políticas de control de precios aplicadas por el gobierno de Cristina Fernández para garantizar el consumo interno del popular alimento.

Las presiones ejercidas por la Secretaría de Comercio Interior para mantener bajos los precios de la carne, que incluyen trabas a la exportación, llevaron a una fuerte caída en la oferta de hacienda, lo cual eventualmente generó un alza de precios.

La caída en la oferta de hacienda se debe a una merma en las cabezas de ganado, generado por la decisión de muchos productores de volcarse a cultivos más redituables y agravado por una de las peores sequías de las últimas décadas, que golpeó a la región en 2009.

Según el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), entre 2008 y 2010 hubo una disminución de más de 3,7 millones cabezas de ganado.

En tanto, la producción de soja alcanzará este año otra vez niveles de cosecha récord superiores a los 50 millones de toneladas.

El ex secretario de Agricultura, Carlos Cheppi, estimó que “en los últimos diez años la agricultura le quitó entre 12 y 14 millones de hectáreas a la ganadería”.

Organismos que agrupan a los ganaderos advirtieron que la caída en su producción podría llevar a que Argentina eventualmente tenga que importar carne para abastecer su mercado interno.

La caída en la producción de carne no sólo afecta los hábitos alimenticios de los argentinos. También cayó la cantidad de carne que nuestro país le vende al exterior.

Según Ciccra, las exportaciones de carne se redujeron un 41,9% en volumen y un 20,9% en valor en el último año.

Argentina, que en la década de los años 70 era la principal exportadora de carne vacuna del mundo, en 2010 ni siquiera pudo cumplir con la llamada cuota Hilton, como se conoce a los cortes de mayor valor que ingresan a la Unión Europea con bajos aranceles de importación.

En tanto, la Ciccra advirtió que la menor producción también está poniendo en riesgo la estabilidad laboral del sector, ya que unas 10.000 personas podrían perder su empleo si la caída continúa.

Principales exportadores de carne del mundo

(En toneladas)
1. India: 1,7 millones
2. Brasil: 1,6 millones
3. Australia: 1,4 millones
4. Estados Unidos: 1,1 millones
5. Nueva Zelanda: 505 mil
6. Uruguay: 370 mil
7. Canadá: 330 mil
8. Unión Europea: 300 mil
9. Paraguay: 275 mil
10. México: 225 mil
(Fuente: Departamento de Agricultura de EE.UU.)

Fuente/Autor NTI

NTI

Redacción Central Nuevo Tiempo Informativo - redaccion@nuevotiempo.info

Ver otros artículos de NTI

Comentarios sobre esta nota: