Agencia Periodística Patagónica

“Este Poder Judicial es menos independiente que el de la última etapa de la UCR”

De Agencia Periodística Patagónica. El 20 agosto, 2015. En Destacado, La Frase, Policiales y judiciales, Río Negro. Tema: , , . 359 Vistas

Lo afirmó la diputada nacional María Emilia Soria referiendo a su denuncia penal contra el juez Favio Igoldi por haber sobreseído al ex-legislador y ex-ministro de Desarrollo Social de Río Negro, Daniel Sartor.

Soria señaló, en declaraciones a Radio Nacional consignadas por la agencia APP, que la decisión de Igoldi “estaba cantada, no es casual”, como no fue casual que Guillermo Bustamante llegara a juez penal de Viedma “después de una fiesta en lo de Sartor” y que luego el gobernador Alberto Weretilneck lo promoviera “en tiempo récord” a juez de cámara en lo criminal.

“Yo quiero creer que después de esto mínimamente alguien va a allanar el juzgado del juez Igoldi porque en el fallo mismo está toda la prueba de la comisión de un delito”, consignó.

Dijo además que “no es casual que hoy sea otra vez Secretario de Pesca (Jorge Bridi) el marido de la fiscal Itziar Soly (que pidió el sobreseimiento total de Sartor) del gobierno de Weretilneck”.

Indicó que el delito de “prevaricato” es grave para un juez, ya que Igoldi dictó una resolución contraria a la ley, aludiendo que a su juicio no cumplió con el artículo 320 del Código Procesal Penal (CPP).

“El artículo 320 establece un procedimiento y el juez toma una resolución contraria”, enfatizó.

Explicitó que Igoldi obvió el paso de pedir dictamen al fiscal de alzada, luego de que la fiscal de primera instancia, Itziar Soly, desincriminara al exfuncionario que se encontraba procesado, permitiendo “la impunidad del delito”.

Aseveró que “no hay independencia en la justicia rionegrina”, subrayando que “las designaciones tanto de Igoldi como de muchos otros que de la noche a la mañana pasaron de ser jueces a camaristas están todas tachadas de un tinte de convivencia del poder de turno y la justicia”.

Mencionó, en declaraciones a Radio Nacional consignadas por la agencia APP, que se pasó de 3 a 5 jueces en la integración del Superior Tribunal de Justicia para “que haya más celeridad” y hoy “se puede decir que la justicia es más lenta y menos capacitada”.

Dijo además que no es casual que el doctor Mariano Gestoso “que fue uno de los que integraba el Consejo de la Magistratura al momento de la designación de Igoldi, haya sido el eterno asesor del bloque radical y fue abogado defensor de Daniel Sartor”.

“Como esa hay muchas”, agregó.

Señaló también que en ese momento de la designación de Igoldi integraban el Consejo de la Magistratura Pedro Pesatti, Ricardo Arroyo y Adrián Casadei, que hoy integran el partido de Weretilneck Juntos Somos Río Negro (JSRN), “hoy los tres fueron por la misma boleta”.

La Denuncia

En su presentación ante la UFIT 3 de Roca, Soria lo acusa de haber dictado resoluciones contrarias a la ley debido a que en marzo pasado, el magistrado obvió el paso de pedir dictamen al fiscal de alzada, luego de que la fiscal de primera instancia, Itziar Soly, desincriminara al exfuncionario que se encontraba procesado.

“En este emblemático y trascendente caso de corrupción, en el cual se investigaba a una de las personalidades políticas más sospechosas de la provincia, este Juez no sólo ha permitido la impunidad del delito. Sino que además, lo ha hecho a sabiendas y con la plena convicción de que el imputado Sartor lejos ha estado de justificar mínimamente el desproporcionado aumento de su patrimonio al momento de ejercer la función pública. En el presente caso, el Juez Igoldi decidió deliberadamente desobedecer las claras y categóricas normas procesales que rigen su actuación como magistrado. Decidió caprichosa y antojadizamente que en ese caso resultaba de imposible aplicación el último párrafo del art. 320 del CPP.Es decir, éste Magistrado decidió dictar una resolución contraria a la ley expresamente invocada por él mismo”, remarcó la legisladora.

Recordó que el 17 de abril de 2009 la entonces defensora del Pueblo, Ana Piccinini denunció al, en ese momento, legislador Sartor, por el incremento desproporcionado de su patrimonio. “Tras 5 años de parsimoniosa investigación judicial no exenta de situaciones inverosímiles y tras la intervención de diferentes jueces y fiscales, Sartor fue procesado en febrero de 2014 por Igoldi”, sostiene la denuncia.

La diputada relata en su denuncia que el procesamiento fue confirmado por la Cámara Criminal y en noviembre de 2014 el juez consideró concluida la etapa investigativa y dispuso la elevación a juicio. Soly, que había sido designada en julio de ese año, pidió “inexplicablemente el sobreseimiento total”, según opinó Soria, por considerar que tal incremento patrimonial no configura delito.

Frente a esto, Igoldi sostuvo que siendo la agente fiscal la titular de la acción penal su dictamen desincriminante hacia el imputado aparece como obligatorio. Aclaró que en virtud del fallo “Quiroga” de la Corte Suprema no podía poner en práctica el artículo 320 del CPP. Este artículo justamente hace referencia a que en caso de no compartir el criterio del fiscal, el juez debe dar vista al fiscal de Cámara. Textualmente Igoldi dice en su resolución que “no comparto el dictamen fiscal y que el imputado Sartor lejos ha estado de justificar mínimamente el desproporcionado aumento de su patrimonio al momento de ejercer la función pública”. No obstante ello, ordenó sobreseer a Sartor.

En su denuncia, la diputada Soria realizó fuertes acusaciones contra el juez, recordando que Igoldi fue funcionario del Servicio Penitenciario en tiempos de Miguel Saiz, apoderado del partido Redes, que conducía Fabián Gatti, actual jefe de la Policía, asesor legislativo de Marta Arriaga, esposa del actual legislador oficialista, Jorge Barragán, entre otras funciones. “Estamos ante un verdadero ladero político del gobierno provincial”, dijo Soria.

Mencionó que “fue designado por un Consejo de la Magistratura integrado mayoritariamente por referentes del partido del mandatario Alberto Weretilneck, al que vincula con Sartor. Cuestionó su independencia y manifestó que su objetivo es dotar de impunidad a los ex-funcionarios radicales que conforman la nueva alianza política de Weretilneck”.

Por ultimo, para la diputada Soria, “las declaraciones de la Fiscal Soly quien dijo haberse sorprendido por la resolución de Igoldi a la cual calificó como un error, no hacen más que confirmar la consumación del delito cometido por Igoldi. Pero acá no hubo error, hubo un delito. Una obligación procesal impuesta por el código no esta sujeta a la “interpretación” del magistrado. La agente del Ministerio Público admitió que tal decisión de Igoldi terminó siendo funcional a su opinión de sobreseer al procesado, por lo cual lógicamente no iba a apelar, como tampoco lo haría la defensa. Esta claro que este juez que trabaja para proteger a lo peor de la política, en su accionar delictivo buscó la forma de garantizar la impunidad de Sartor, evitando el costo político de su transacción con el poder.”

 

Fuente/Autor Agencia Periodística Patagónica

Agencia Periodística Patagónica

Ver otros artículos de Agencia Periodística Patagónica

Comentarios sobre esta nota: