NTI

Ley Argentina Digital: la autopista que nos conducirá hasta el futuro deseado (por Roberto Vargas)

De NTI. El 30 octubre, 2014. En Argentina, Destacado, Legislativas, Opinión. Tema: , . 563 Vistas

Tal vez suene muy rimbombante el título propuesto a esta nota donde hablaré acerca de mi tarea legislativa y las políticas nacionales en materia de comunicaciones digitales en esta era de internet, y más precisamente sobre el proyecto de Ley recientemente enviado por el gobierno al congreso de la nación y la alianza por el gobierno abierto; pero lo defenderé con argumentos y pruebas.

En sus inicios denominábamos a internet como la “autopista de la información” ya que se nos presentaba como una carretera dónde, a modo de autos, circulaban paquetes de datos por distintos carriles, velozmente y todos en la misma dirección. Era la época de la Internet 1.0, que era justamente unidireccional, digamos.

Con el tiempo todo se fue mejorando y la internet migró hacia un nuevo concepto denominado Web 2.0 o internet bidireccional donde la información ya no va solamente en un sentido sino que tiene un ir y venir contante por las redes. Ya no hay pocos emisores y muchos receptores de esa información sino que todos nos convertimos en emisores y receptores, productores y consumidores de información. El prosumidor fue el estereotipo del internauta de la primer década del 2000.

Esta era 2.0 nos abrió camino a descubrir también el gran potencia de creación que existe en todos y cada uno de nosotros y que se potencia con esas conexiones en redes que generamos al entrar en internet. Así nació el concepto de “Inteligencia colectiva” y las Redes Sociales se transformaron en el medio de interacción por excelencia. Redes sociales y plataformas online abiertas, como Wikipedia por ejemplo, que facilitaron y movilizaron la creación de ideas y contenidos en forma colaborativa.

Entrados ya en la segunda década del nuevo milenio descubrimos que la información se había transformado en un insumo básico para la subsistencia y desarrollo. Acuñamos el concepto de “brecha digital” para denunciar que se estaban generando dos tipos de personas, los incluidos en el consumo y la producción de contenidos digitales que tienen acceso a las redes de interconexión mundial y los excluidos de ellas. Estos excluidos de hoy eran como los analfabetos de ayer y supimos que en la sociedad del futuro esos analfabetos y excluidos digitales serán parias.

El gobierno nacional tomó cartas en el asunto y asumió el desafió de insertar a argentina en el nuevo contexto mundial. Y además de las políticas de inversión en infraestructura digital que ya comentaré hizo otras cosas importantísimas, fundamentales: La primera fue sellar su participación en la Alianza mundial para el Gobierno Abierto, la segunda es la que hizo hoy al presentar la nueva Ley Argentina Digital donde transforma a Internet y a al comunicaciones digitales en un servicio de interés público como el agua, el gas, la luz y el transporte.

En su ingreso a la Alianza para el Gobierno Abierto, la Nación declara que “la democracia en Argentina transita un proceso de profundización de características sistémicas dónde no se trata ya sólo de optimizar la utilización de los recursos tecnológicos disponibles, sino de darle sentidos específicos mediante políticas activas que coadyuven al logro de mejoras sustanciales en la relación Estado-ciudadanía, con especial consideración para la población en situación de vulnerabilidad. Para ello, es necesaria la participación de una ciudadanía pertinentemente informada y organizada, donde quede reflejada su compleja configuración. Es en este punto, precisamente, donde adquiere especial valor el trabajo en redes, tanto al interior de las instituciones estatales como de las comunitarias, en el contexto de una década ganada en términos socio económicos y de ampliación de derechos.”

Allí se justifican el plan de acción, presentado ante la Alianza mundial y ejecutado cabalmente en nuestro territorio patrio que comprende la entrega gratuita de 3,5 millones de netbooks a alumnos secundarios de los colegios públicos de todo el país (Plan Conectar Igualdad), el tendido de una red de más de 50.000 kilómetros de fibra óptica que conectará físicamente al 80% de todos los pueblos del país (Plan Argentina Conectada) del cual depende también la construcción y puesta en órbita de los satélites de telecomunicaciones ARSAT-X y la creación de cientos de NAC (Programa Núcleos de Acceso al Conocimiento) a lo largo y ancho del país. Todas estas infraestructuras planificadas e incluidas integralmente dentro de la Agenda Digital Argentina (ADA) instrumento creado mediante el decreto presidencial Nº 512/2009.

Además de la infraestructura, ese plan integral comprende también la creación de una nueva concepción de gobierno, de interacción entre el gobierno y el pueblo. Una política de apertura hacia la participación social y la creación de soluciones comunes en forma colaborativa. Como lo manifestara el propio gobierno en su presentación a la Alianza: crear nuevas “mejoras sustanciales en la relación Estado-ciudadanía”.

Por tal motivo se desarrolló entre las jornadas de ayer y hoy en la ciudad de Buenos Aires el primer Evento Nacional de Gobierno Abierto (se puede seguir desde twitter en @GobAbierto_AR) y al que lamentablemente no pude acudir por estar comprometido con mi tarea en la comisión de Asuntos Constitucionales que está tratando la reforma del Código Procesal Penal, pero que me hubiera gustado hacerlo por cuanto soy autor de los proyectos de ley de Implantación de un modelo de “Gobierno Abierto y Digital”, de “Teletrabajo” en la Administración Pública rionegrina y de Implementación total del “Voto Electrónico” en Río Negro. (A los cuales se puede acceder para su consulta desde mi sitio web www.robertovargas.com.ar)… Todos instrumentos legales en línea con las políticas nacionales en la materia y con los compromisos internacionales asumidos por nuestro país, todo esto antes mencionado.

Por eso, la presentación hoy del proyecto de Ley Argentina Digital no fue extemporánea ni espontánea. Responde claramente a la Agenda Digital Argentina y estuvo enmarcada en el evento nacional de Gobierno Abierto.

Refresco aquí mi deseo y compromiso de contribuir a que mi provincia se integre rápidamente a esta “autopista” que nos conducirá hasta el futuro deseado.

 

Roberto Vargas
Legislador de Río Negro
Bloque Eva Perón

Mas información sobre actividad legislativa y proyectos del legislador en: www.robertovargas.com.ar

 

Fuente/Autor NTI

NTI

Redacción Central Nuevo Tiempo Informativo - redaccion@nuevotiempo.info

Ver otros artículos de NTI

Comentarios sobre esta nota: