NTI

Una Vaquita para Albrieu

De NTI. El 8 junio, 2013. En Argentina, Opinión, Río Negro. Tema: , . 536 Vistas

Al diputado nacional por Río Negro, Oscar Albrieu, no le alcanza el dinero para llegar a fin de mes. Por eso cobraba, indebidamente, dos sueldos. Lo descubrieron por Insaciable.

No es poca la gente en nuestro país que para poder sustentar a su familia, tienen dos, e incluso, hasta tres empleos. La gran mayoría se levanta muy temprano a la mañana, viaja como ganado en el transporte público, corre de un lado a otro poniendo en muchos casos en riesgo su vida (como ocurrió, por ejemplo con el guardia de seguridad del Country atropellado por el hijo de Aliberti), llega muy tarde a su casa; todo para juntar ¿cuánto? ¿8, 10 mil pesos por mes?, con mucha suerte.

No es el caso, por cierto, del diputado nacional Oscar Albrieu quien estuvo cobrando al mismo tiempo su dieta del Congreso y su jubilación como juez federal. Sumas que, sin hilar muy fino, superaría los 100 mil pesos por mes… pero ese dinero al diputado, no le alcanzaba. Quería más.

Así fue que se presentó cierto día ante el ANSES para reclamar le paguen, además, el 40% de zona desfavorable, que, huelga decirlo, no cobramos la mayoría del pueblo trabajador rionegrino, pero él si lo quería cobrar.

Y, por insaciable lo descubrieron. En ese momento el ANSES “se aviva” de la doble percepción de haberes del diputado y automáticamente lo denuncia ante el área Judicial del organismo.

Idas y venidas, Albrieu y ANSES llegaron a un acuerdo por el cual el primero debía devolver el dinero cobrado indebidamente, en cómodas cuotas de aproximadamente 13.000 pesos, a descontar de la jubilación.

Albrieu habría estado 22 meses cobrando algo que no le correspondía.

Tal vez haya mucha gente en similar condición que el diputado, cobrando dos o más sueldos. Y puede también que muchos de ellos no sepan que es ilegal. Pero este no es el caso de Albrieu, quien fue Juez y es Legislador, con lo cual de leyes sabe y bastante.

Para muchos este hecho puede ser menor, casual, sin importancia, sin gravedad. Tal como se manifestó el propio gobernador rionegrino Alberto Weretilneck al enterarse.

Para ellos el diputado es impoluto. Todo fue un simple mal entendido. Y su premio es una nueva candidatura para renovar su banca en el congreso por 4 años más.

Quienes consideran lo contrario, que es grave lo hecho por Albrieu, afirman que el diputado estaría incurriendo en los delitos previstos en los artículos 175 inciso 2º (apropiare una cosa ajena, en cuya tenencia hubiere entrado a consecuencia de un error o de un caso fortuito) y en los artículos 172 y 174 inciso 5º del Código Penal (cometiere fraude en perjuicio de alguna administración pública), penados con castigos que van desde una simple multa de $15.000 hasta 6 años de cárcel.

Para quien escribe estas líneas, que no opinará sobre penalidades legales, sino morales, Albrieu, no sólo debería devolver todo lo cobrado de más en un solo pago, de contado, sino que debería además renunciar ya a su banca y a cualquier intento futuro de aspirar a cualquier otro cargo político electivo.

El pueblo argentino y rionegrino, soporta sobre sus espaldas los suculentos sueldos que cobran los jueces y aceptan, con mansedumbre bovina, que sean sólo ellos (y otros pocos privilegiados) quienes puedan jubilarse antes que nadie y cobrando el tope del 82%… También soportan sobre sus espaldas las suculentas dietas y extras que cobran los legisladores, a los que también les aceptan con sumisión que se beneficien con jubilaciones de privilegio, a las que no accede ninguno de los comunes trabajadores.

Pero ello no da derechos al político que se abuse, que pretenda todo y más también.

Es demasiado!

Y hay un límite.

Ojalá el diputado encuentre el suyo.

Al apoyar su cabeza en la almohada. Al mirar a sus nietos a los ojos en la reunión familiar del domingo. Al extender su mirada más allá del paredón y ver que aún hay gente de a pie en argentina, que trabaja mucho y no gana lo que se merece.

Hay gente que no llega a fin de mes… y ese es un límite a la avaricia.

 

Fuente/Autor NTI

NTI

Redacción Central Nuevo Tiempo Informativo - redaccion@nuevotiempo.info

Ver otros artículos de NTI

Comentarios sobre esta nota: