Agencia Telam

Violencia en Saanvedra

De Agencia Telam. El 2 marzo, 2014. En Argentina, Policiales y judiciales. Tema: , , . 541 Vistas

Un joven murió en un confuso enfrentamiento con la Policía y los vecinos causaron destrozos y quemaron autos. Todo se originó es un supuesto intento de robo y persecución y la muerte derivó en una manifestación de vecinos que terminó con quema de autos y una garita policial de la Policía Metropolitana.

Fuentes policiales aseguraron que el presunto asaltante recibió al menos dos balazos y murió antes de que pudiera ser asistido en el Hospital Pirovano, en tanto que el policía fue herido en una pierna y esta tarde fue operado.

El secretario de Seguridad, Sergio Berni, afirmó que hasta esta tarde no se habían producido detenciones por el hecho y que los incidentes los provocaron casi un centenar de amigos del joven muerto, que “salieron todos juntos a hacer desmanes”.

Según los voceros, todo comenzó cerca de las 0.50 cuando personal policial de la comisaría 35a. observó que dos hombres intentaban ingresar a robar a una casa y se acercó para detenerlos.

A raíz de ese episodio se inició una persecución, a la cual se sumó personal de la comisaría 49a., que observó el paso de uno de los presuntos asaltantes en la calle Estomba y Correa y pretendieron apresarlo.

En ese momento, se produjo un forcejeo entre el hombre y uno de los policías, llamado Javier Almirón, y se cree que ambos dispararon sus armas y resultaron heridos: el efectivo en la pierna y el joven, identificado como Marcelo Crespo (24), con dos tiros.

“Quedaron ambos tirados en el piso uno sobre el otro, por eso pensamos que se dispararon en medio del forcejeo por la detención”, dijo un jefe policial que participa de la pesquisa, quien agregó que junto a los cuerpos fueron encontradas la pistola calibre 9 milímetros del policía y otra Glock calibre .40 del muchacho.

La muerte del joven generó la reacción de pobladores del barrio Presidente Mitre, ubicado a pocas cuadras de allí, que aseguraban que el joven fallecido vivía en esa zona, no era un delincuente y que no estaba robando, como lo señalaron las fuentes policiales.

“¡Lo mataron a Gustavo. Ahora, ahora, saquen los fierros que hay que matarlos!”, contó una vecina que gritaban unos jóvenes que incitaban al resto a iniciar desmanes en la cuadra.

Esos vecinos, entre 80 y 100 personas, incendiaron y destrozaron varios autos, rompieron una garita privada y otra de la Policía Metropolitana, y también violentaron el portón de acceso al garage de un edificio situado en Naón y avenida Ruiz Huidobro.

Allí dentro, rompieron otros autos que estaban estacionados e intentaron robarse unas motos, en tanto que destruyeron los vidrios de los departamentos de los pisos inferiores.

“La Policía no hizo nada para defendernos. Ellos (por los atacantes) ganaron la calle y con bidones de nafta prendieron fuego los autos que pudieron. Otros de los grupos entraron al garage de un edificio y empezaron a romper todos los autos estacionados”, relató una vecina.

Contó que los agresores llegaron al lugar en dos micros blancos y que “se escucharon tiros, golpes y gritos por muchos minutos”.

“Fue un caos total, estamos viviendo con miedo con los propios vecinos”, sostuvo una mujer llamada María, entre lágrimas, y pidió a las autoridades policiales “mayor seguridad y cámaras en las calles de Saavedra”.

“¿Ahora qué va a pasar conmigo, quién me paga el auto quemado?. Nadie nos explica nada sobre lo sucedido”, manifestó a Télam un hombre que estaba sentado al costado de su Peugeot 207 calcinado.

Todos los vecinos coincidieron en que los atacantes tapaban sus rostros con remeras, y estaban armados con palos, piedras y trozos de baldosas.

El shopping DOT Baires, ubicado cerca de donde se produjeron los desmanes, no fue blanco de los destrozos, mientras allí se derivó al público que estaba en la última función de cine para que saliera por la avenida General Paz.

La causa es investigada por la fiscal Cristina Caamaño, que dispuso que los peritajes en el lugar sean realizados por Gendarmería Nacional, al haber estado involucrado en el hecho personal de la Policía Federal.

La fiscal dispuso el secuestro de cinco patrulleros de las comisarías 35 y 49 que participaron de la persecución.

Por último, voceros policiales indicaron que el policía herido permanecía internado esta tarde en el Hospital Churruca, donde fue operado.

 

Fuente/Autor Agencia Telam

Agencia Telam

Agencia Oficial de Noticias de la República Argentina (www.telam.com.ar)

Ver otros artículos de Agencia Telam

Comentarios sobre esta nota: