NTI

Weretilneck: “No aprobar el contrato con Petrobras significa menos empleo, regalías e inversión”

De NTI. El 25 junio, 2014. En Destacado, Política, Río Negro. Tema: , , . 279 Vistas

El gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck, remarcó hoy que un eventual rechazo de la Legislatura Provincial al contrato firmado con Petrobras Argentina significará un impacto negativo en la actividad económica.

Representando menos regalías para la Provincia y los Municipios, y la ausencia del bono destinado a la millonaria inversión social en la Provincia.
“Además, una medida de este tipo hará que Río Negro desaparezca del escenario petrolero nacional. Cada legislador deberá explicarle luego a los rionegrinos por qué votó a favor o en contra de este contrato, que no hace más que reflejar la ley que fue aprobada por unanimidad en esta misma Legislatura en diciembre del año pasado”, remarcó.

Aclaró al respecto que “la mayoría de los contratos petroleros de Río Negro culminan en 2016 y 2017. Si no se aprueba este nuevo acuerdo con Petrobras, el actualmente vigente terminará y cuando esto suceda se deberá llamar nuevamente a licitación, sin que podamos saber hoy con qué marco legal se realizaría ese proceso. Hay que tener en cuenta que si avanza la propuesta de YPF y Nación, no sería por diez años sino por 35; las regalías no serán del 12% más el 3,5%, sino solamente del 12%; no habrá bono para los Municipios; no habrá responsabilidad social para distribuir en toda la provincia”.

“De esta manera está claro que si cambian las condiciones legales nacionales y provinciales de los marcos regulatorios de gas y petróleo, estos beneficios para Río Negro probablemente no estén para dentro de tres años”, sostuvo.

Weretilneck manifestó en tal sentido que “ aquellos que no estén de acuerdo con este contrato deberían manifestar claramente qué harían en caso que estos contratos se terminen y aparezca un escenario mucho menos ventajoso que el actual. Aparte, si no sale el contrato de Petrobras, tampoco lo harían los de las otras empresas concesionarias, y en consecuencia como se vencen, automáticamente todas las firmas comienzan a paralizar su inversión y de esta manera, la producción de hidrocarburos comenzará a declinar hasta 2017 hasta llegar a su paralización de acá a tres años”.

“Esto significa menor actividad económica, menores regalías, mayor desempleo, y fundamentalmente que Río Negro desaparece del escenario petrolero nacional porque las empresas irán a buscar horizontes a otras provincias o países”, remarcó.

“Está naciendo una nueva Río Negro hidrocarburífera”

En rueda de prensa en Cipolletti, Alberto Weretilneck sostuvo que “como Gobierno estamos realmente orgullosos de lo que está sucediendo con este contrato con Petrobras. Quiero destacar que está naciendo la nueva Río Negro hidrocarburífera, porque este contrato termina con un ciclo que comenzó en 1992 e inicia otro para los próximos diez años, lo que sin dudas significará numerosos beneficios para la provincia. Este contrato beneficia exclusivamente a la Provincia y al país, es decir, a los ciudadanos”.

Recordó que este nuevo convenio incrementa en un 10% la producción de petróleo, y un 38% la de gas, y significa 800 puestos de trabajo, con la posibilidad de ampliarse en otros 600 más.

“También significa un tremendo impulso para la actividad económica de toda la zona oeste de la provincia, porque Petrobras tiene principalmente su actividad entre Catriel y Fernández Oro, lo que redundará en cientos de miles de pesos en inversión. Hay que pensar que en diez años, este contrato vuelca a la provincia de Río Negro más de 1500 millones de dólares por todo concepto”.

Por otra parte, el Gobernador destacó que con la aprobación del nuevo convenio se producirá un muy importante ingreso de dinero a los Municipios, que reciben el 7% en concepto de coparticipación, otro 7% para las Comunas productores de hidrocarburos, sumado a las regalías.
“Por ejemplo, el Municipio de Allen recibiría por todo concepto unos 33 millones de pesos; Campo Grande 14 millones, Cipolletti 19 millones y San Carlos de Bariloche 22 millones, por sumar sólo algunos casos. Sin este contrato, sería prácticamente imposible que los intendentes puedan disponer de estos fondos para ser invertidos en beneficio de la gente”, sostuvo.

Asimismo, el nuevo contrato prevé el desembolso de más de 700 millones de pesos para ser invertidos en obra pública provincial a través de fondos fiduciarios. “Se concretarán obras muy necesarias como los hospitales de Catriel y Allen, la ampliación del área de Terapia Intensiva en el nosocomio de Bariloche, la ruta 82 de Bariloche, el gasoducto de Playas Doradas, las pistas de atletismo en distinta ciudades, el teatro de Cipolletti, reparación de la red cloacal de General Roca. Son todas obras que se van a poder concretar con estos fondos, y que indudablemente sin ellos no se podrán llevar adelante”.

Destacó como otro aporte importante “los 140 millones de pesos que la empresa tiene que cumplir a partir del mes uno de contrato para la compra de ambulancias, equipamiento para salud y hospitales, policía, seguridad, autobombas, trajes para los bomberos, así como para completar todas las escuelas primarias con aulas digitales y laboratorios, todo el equipamiento para Vialidad Rionegrina”.

“Realmente si uno ve que se aumentará la producción de petróleo y gas, se mantendrá el empleo, que hay 1500 millones de dólares para la Provincia y los Municipios, que habrá obra pública, que vienen más regalías, etc., entonces no se encuentran motivos para que alguien se oponga. Quien se opone lo hace por dos motivos posibles: o no le interesa Río Negro o porque tiene alguna otra motivación que no especifica”.

“Nuestro mayor orgullo en todo esto es la transparencia. Se trata de un contrato que de acuerdo a la ley fue publicado en internet, sus anexos se pudieron ver durante todo este tiempo, y fundamentalmente que tiene una audiencia pública como no se dio en ningún otro lado del país, en la que toda aquella persona que quería decir o transmitir algo lo pudo hacer ayer”, añadió.

“No nos molesta lo que pasó ayer, todo lo contrario, somos partícipes de la audiencia pública porque no queremos que les queden dudas a nadie y fundamentalmente nos interesa aclarar”, dijo.

“Desde ese punto de vista, la Audiencia Pública de ayer fue sumamente beneficiosa. Quiero destacar las muchas voces a favor que hubieron, como las de todos los gremios, Sindicatos, Cámaras empresariales, Cámara de Servicios Petroleros, fuerzas vivas de Catriel. Hay que balancear lo que significan las voces a favor y en contra”, remarcó.

Escenario ante posibles nuevas licitaciones

Ante el vencimiento en 2016 y 2017 de la mayoría de los contratos petroleros de Río Negro, el gobernador Alberto Weretilneck explicó que “si no se aprueba este nuevo convenio con Petrobras, el aún vigente también culminará y se deberá llamar nuevamente a licitación. La incógnita es con qué marco legal se realizaría esta licitación, ya que si avanza la propuesta de YPF y Nación, la concesión no sería por diez años sino por 35; las regalías no serán del 12% más el 3,5% como se plantea ahora, sino solamente del 12%; no habrá bono para los Municipios; no habrá responsabilidad social para distribuir en toda la provincia. De esta manera está claro que si cambian las condiciones legales nacionales y provinciales de los marcos regulatorios de gas y petróleo, estos beneficios para Río Negro probablemente no estén para dentro de tres años”.

“Por ello, aquellos que no estén de acuerdo con este contrato deberían manifestar claramente qué harían en caso que estos contratos se terminen. Aparte, si no sale el contrato de Petrobras, tampoco lo harían los de las otras empresas, y en consecuencia como se vencen, automáticamente todas las petroleras comienzan a paralizar su inversión y de esta manera, la producción de hidrocarburos comenzará a declinar hasta 2017 hasta llegar a su paralización de acá a tres años”, agregó.

Remarcó en este aspecto que “esto significará menor actividad económica, menores regalías, mayor desempleo, y fundamentalmente que Río Negro desaparezca del escenario petrolero nacional porque las empresas irán a buscar horizontes a otras provincias o países”.

El Gobernador aseguró además que si no se aprueba el nuevo contrato con YPF sería un gran retroceso para Río Negro como provincia hidrocarburífera. “Rechazar este contrato saca a Río Negro de la producción de gas y petróleo por los próximos cinco años. No es una cuestión de este Gobernador, sino una cuestión de Estado. Una política de Estado. Esta ley se aprobó por unanimidad en la Legislatura en diciembre último, y este contrato refleja la ley, en consecuencia, se interpreta que debe ser aprobado”.

“Este contrato pone el piso técnico y económico para los demás empresas concesionarias”, aclaró.

Finalmente, respecto a los cuestiones medioambientales, Weretilneck recordó que “la empresa tiene las normas ISO, por lo que está en un plan de mejora de las cuestiones ambientales. En segundo lugar, la Provincia identificó en el contrato pasivos ambientales por 52 millones de dólares, ya sea por Medio Ambiente o el DPA, y tienen una póliza de caución por ese monto, por la cual la empresa se compromete a remediarlos, y en caso de no hacerlo se la ejecuta”.

 

Fuente/Autor NTI

NTI

Redacción Central Nuevo Tiempo Informativo - redaccion@nuevotiempo.info

Ver otros artículos de NTI

Comentarios sobre esta nota: